Las conversaciones de coaching son la principal herramienta que tiene el coach para acompañar a su coachee. Te contamos de qué se tratan y qué pueden aportar.

¿Qué es Coaching?

El Coaching es un proceso inspirador y creativo de profundización que acompaña al cliente a obtener resultados extraordinarios, maximizando el potencial de las personas y de las empresas.

Aquí el Coach y el cliente trabajan en conjunto para alcanzar nuevas y más altas metas, reforzando, reinventando un vínculo sincero, de confianza, respeto y liberador.

En cada encuentro hay una invitación a explorarnos con reflexiones profundas, toma de consciencia y la obtención de respuestas poderosas.

¿Qué son las preguntas poderosas?

Son aquellas preguntas que traen respuestas poderosas, aquellas que nos llevan a explorar más allá de los límites y creencias que hemos adoptado y creado. Invitación a cambiar paradigmas en nuestras vidas, observando nuestras zonas de confort y empujándonos a pegar saltos a la zona mágica.

El coach lleva adelante un proceso de escucha atenta, pudiendo formular preguntas que generen un inside en el cliente, parafraseándolo, mostrándole como sus palabras son su construcción, y como desde esas mismas palabras puede cambiar el horizonte para generar nuevas acciones.

Por medio del proceso de preguntas, se lleva al coachee a una zona en donde él mismo cuestiona sus propios pensamientos y creencias. De esta manera, se abre la puerta a lo nuevo, a posibilidades no exploradas y nuevos resultados, y se genera la energía necesaria para forjar un cambio interno y profundo, mejorando así su calidad de vida.

Las conversaciones con un coach no solo acompañan la resolución de un problema, también acompaña procesos para elevar el nivel, la calidad de sus resultados y las buenas acciones efectivas. Por medio de una conversación de Coaching el cliente logra hacer contacto con su potencial, descubriendo, creando y haciendo foco en lo realmente le es importante, aumentado su performance y alcanzando resultados de un nivel superior.

Las intervenciones de un coach predisponen a las personas para la colaboración, el trabajo en equipo y la creación de consenso. Acompañan en la búsqueda de sentido y valor en su función, para poder trabajar motivadamente y con responsabilidad.

Comments are closed.